COTIDIANO

De profesión: MAMÁ

El cuerpo humano puede soportar 45 unidades de dolor, pero en el momento del parto una mujer soporta hasta 57 unidades de dolor. Esto equivale a 20 huesos rotos todos a la vez. Partiendo de esta información, nos podemos hacer una idea de lo que representa para una madre el amor hacia un hijo. Si de entre los seres humanos, solamente la mujer puede sobrepasar esa barrera del dolor, ¿quién se atreve a decir que las mujeres no son fuertes? o mejor dicho, ¿que una madre no es fuerte?

Ellas pueden ocupar el lugar de cualquiera, pero nadie puede ocupar su lugar. Ellas son las que pierden la silueta, las que cambian el maquillaje por las ojeras, las que duermen poco o nada, las que no toman largos baños sino duchas rápidas, las que corren por la casa a la velocidad de la luz para llegar a todo, las que tienen un horario laboral de 24 horas, las que más profesiones tienen…

Una mamá es reloj-despertador, cocinera, lavandera, chófer, enfermera, educadora, niñera, psicóloga, administradora, cajero automático, GPS (porque es la única que lo encuentra todo), confidente, malabarista, y la mejor cuentacuentos del mundo.

Podría seguir engrosando esta pequeña lista de adjetivos y profesiones, porque todo no acaba ahí… Es valiente, luchadora, comprensiva, desinteresada, siempre está cuando la necesitas, es la que tiene el corazón más grande, la primera que se desvela cuando la espera se hace larga, la que siempre tiene palabras de aliento y la que siempre te recibe con una sonrisa y un abrazo.

Por todo esto y por muchísimo más, por cada día a su lado, por ser el mejor ejemplo a seguir… gracias mamá! Ahora yo también tengo la mejor profesión del mundo, aquella que engloba a todas las demás, porque yo también soy mamá.

 

 

 

3 Comments

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *